La CSI na RTPA
Portada del sitio > Grandes y pequeños chanchullos > Nueva convocatoria envenenada de secretario de dirección ’vip’

EL SELECCIONADO PODRÍA NO OBTENER LA PLAZA TRAS UN PROCESO JUDICIAL

Nueva convocatoria envenenada de secretario de dirección ’vip’

Martes 27 de diciembre de 2016, por CSI

RTPA convoca una segunda plaza fija de secretario de dirección, con una retribución asignada muy superior a la de los secretarios de dirección de RTPA, equiparándola a las de un grupo C/C1, nivel 18, específico C, de la Administración del Principado. Otra de ’las plazas de Ana Lada’, la directora de los Servicios Jurídicos de RTPA.

Un proceso de selección sin ninguna garantía

El requisito del aspirante es ser del agrado de la susodicha caprichosa directora que ya rechazó a un candidato que superó las pruebas de selección en el turno de promoción interna con la excusa de no haber obtenido el 75% de los puntos en la fase de oposición. Porcentaje que en ningún momento se había anunciado como requisito antes de conocerse los resultados de las pruebas.

El nuevo proceso de selección no lleva fase de oposición, sólo una valoración de méritos y la valoración de una memoria por un tribunal presidido por la propia Ana Lada, y compuesta por otro directivo, el director de Gestión y RRHH, y dos cargos de confianza, la jefa de Recursos Humanos y el jefe de Relaciones Laborales. A la poca garantía que presenta la valoración de una memoria, que es realizada además fuera de la vista del Tribunal Calificador (lo que puede cuestionar su autoría y originalidad) por lo que sólo podrían ser admisibles como criterio complementario para la realización de una prueba objetiva que deba efectuarse ante el propio Tribunal, se le suma la parcialidad de un tribunal compuesto por dos cargos de designación política y dos cargos de confianza.

Ni las bases, ni la composición de los tribunales cumplen con las indicaciones del convenio colectivo de RTPA para este tipo de procesos, ni con las instrucciones para procedimientos de selección en empresas públicas del Principado, ni con el Estatuto Básico del Empleado Público en el articulado referido a la selección de personal y que es de aplicación en RTPA.

Además se añade un requisito arbitrario y excluyente, que es incompatible con el derecho de todo ciudadano a la igualdad en el acceso al empleo público:

Condiciones particulares muy superiores

El sueldo, que irá acompañado de un complemento de antigüedad que se le niega a los trabajadores de RTPA y de otros complementos de los funcionarios como la carrera profesional, se regulará fuera de convenio, y se plasmará en el contrato mediante una cláusula especial tal que así: "Se pacta expresamente para este caso en concreto y dadas las particularidades de la contratación, que la retribución expresada se revisará anualmente mediante la aplicación con efectos a 1 de enero de cada año, de las actualizaciones correspondientes a un puesto de funcionario de un Grupo C/C1, nivel 18, específico C en la Administtración del Principado de Asturias, así como las que le correspondan por la carrera profesional y los trienios...".

Un sueldo a capricho de Ana Lada para mofarse de los representantes de los trabajadores de RTPA que se opusieron a un proceso de selección restringido que no cumplía las mínimas garantías. La propia Ana Lada dice que los sueldos en RTPA son muy bajos y que si no ofrece más no tendría ningún candidato.

Si el sueldo bruto anual de un secretario de dirección de RTPA apenas supera los 20.000€, un C/C1 nivel 18 específico C se acerca a los 26.000€. La diferencia salarial pasó de unos 4.000€ en 2008 ó 2009 a unos 6.000€ en 2016. En el siguiente gráfico, que incluye todos los complementos que percibiría un trabajador empleado desde 2006, vemos la evolución:

*Ignoramos el impacto de la retención en 2012 de la paga extraordinaria de diciembre, que en ambos casos se está recuperando mediante pagos en 2015, 2016 y 2017 (los consideramos como pagados todos en 2012).

**Observamos como el impacto del complemento de antigüedad recupera para los funcionarios el importe salarial de 2009 (antes del recorte del 5% de 2010), mientras el secretario de dirección de RTPA apenas recuperó el 1% aplicado en 2016 tras el 10% de recorte que le aplican desde 2010.

Vemos mejor la evolución de las diferencias salariales en porcentajes. Si en 2008 era de un 17,75%, la diferencia salarial aumenta hasta un 26,56% en 2016:

¿Por qué se le concede a las plazas de nueva creación la antigüedad que se le niega a los trabajadores que ya están trabajando en RTPA? ¿Por qué se contrata por un salario muy superior al de los trabajadores de RTPA y se mantienen los recortes salariales aplicados a estos desde 2010?

Se ve que Ana Lada se niega a aceptar la Ley de Segunda Reestructuración del Sector Público Autonómico (8/2014), que disolvió el Ente Público y devolvió a los funcionarios a la Administración de origen, y quiere rodearse de auténticos funcionarios con condiciones de funcionario para seguir autoengañándose. Quizá sea más razonable y ajustada a la realidad la cuantía salarial propuesta para esta plaza de nueva creación. Pero eso sólo será posible cuando se ofrezcan esas condiciones a todos los trabajadores de RTPA y no sólo a las plazas de nueva creación. Mientras mantengan recortados a los trabajadores de RTPA, no será posible. Esto supondría subir todos los salarios de RTPA en un 26,56% que es algo que no está dispuesta a asumir la dirección. Al menos no para todos, sólo para los elegidos.

Podríamos empezar a entendernos levantando el recorte del 10% aplicado desde mayo de 2010. La empresa tiene margen recortando en las partidas salariales asignadas arbitrariamente y en los sobresueldos de las plazas de nueva creación. No es esta la primera plaza distorsionada y también las plazas de nuevos directivos, los 2 nombrados en 2015 y 2 de los 3 de 2016, tienen asignada una cuantía incluso superior a la del nivel de director general (pág. 8) que establecen los Presupuestos del Principado para 2016.

De esta manera se evitaría la manifiesta violación del principio de igualdad ante la ley que se traduce en el plano retributivo en la máxima fundamental de a igual trabajo, igual salario.

El hecho de que a las plazas de nueva creación se les dedique más dinero del necesario, tanto a ésta como a las de directivo, evidencia que los trabajadores de RTPA seguimos recortados por capricho y no por necesidad, por razones políticas y no económicas.

Una plaza envenenada

La CSI na RTPA ha solicitado, sin éxito, la anulación de esta convocatoria, y ha decidido impugnarla ante el juzgado por las diversas irregularidades mencionadas.

La rapidez del proceso de selección elegido en contraste con la lentitud de la vía judicial (el acto de conciliación previo a la demanda judicial será el próximo 10 de enero de 2017) hacen probable que el elegido ya se encuentre ocupando la plaza en el momento de la celebración del juicio.

Tengan en cuenta que la plantilla de RTPA no forma parte de la Administración del Principado y, en caso de que el juez anule este proceso de selección, el retorno del trabajador a su puesto de trabajo de origen puede encontrar diversas dificultades.

La CSI na RTPA

csi@rtpa.as

SPIP | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0

 

probando probando